SISTEMA GUGGENHEIM


La norteamericanización en la explotación de salitre (María Elena 1926 y Pedro de Valdivia 1931) ciclo conocido como el sistema Guggenheim, consistió en la mecanización de la extracción, lo que implicó aumentar las cantidades de material aprovechable, significó lixiviar a una menor temperatura, concentrar las soluciones, cristalizar por enfriamiento y granular el salitre. Este proceso implicó que el caliche fuera triturado y colocado en estanques de lixiviación mientras que una porción más fina, alrededor del 25%, era enviado a relaves en donde se extraía el yodo de la solución. Posteriormente, se lixiviaba con agua que poseía una temperatura de 40ºC hasta lograr el nitrato de sodio a través de la saturación. Consecutivamente era enfriada hasta 15ºC, para que precipitara el exceso de nitrato. Para lograr la recuperación de yodo, la solución era recirculada. En esa situación, se consideraba que alrededor del 75% del nitrato, era recuperado en ese circuito cerrado.
Las soluciones concentradas eran tratadas en piscinas de evaporación solar, lugar en donde cristaliza el nitrato de sodio. Después de esta sección, el nitrato cristalizado recibía un concluyente tratamiento en la Planta Granuladora donde era fundido en hornos reverbero y luego es bombeado y enfriado en sistema de tipo ducha con diámetro de salida de 0.027 pulgadas. Se enfría en contacto con el aire y se convierte en nitrato granulado con una concentración del 94 a 98%. La capacidad inicial de María Elena fue de 260.000 toneladas de salitre, tratando materiales con 7% de nitrato. Consecutivamente se amplió su capacidad a 500.000 toneladas anuales El costo total de su construcción y ampliaciones fue de 28 millones de dólares oro. 
Todos estos procesos no hubiesen sido posible sin el respaldo energético y de combustible de la Planta termoeléctrica instalada en Tocopilla, perteneciente a The Chile Exploration Company de los hermanos Guggenheim. 



Comentarios