Veteranos de la Guerra del Pacífico


Muchos de los veteranos de  la Guerra del Pacífico, como en el caso mostrado en el documento extraído de los Archivos de La Gobernación de Tocopilla, regresaron y muchos de ellos se quedaron en el norte, especialmente en las salitreras gracias al desembarco de tropas consideradas como bajas en el contingente, productos de heridas de combate que se traducen en inválidos y mutilados. Por su parte el Estado se preocuparía de proporcionar y asegurar trabajos para estos luchadores en las mismas salitreras “ganadas en cruento combate”. 

Los veteranos que resultaron discapacitados tras la guerra, estaban en un escenario muy complejo, porque su reinserción a la sociedad se hacía muy dificultosa, ya que al estar mutilados limitaban su posibilidades laborales. Es así como el drama comenzaba, pues, debido a su situación física no podían emprender oficios y, por lo tanto, tener un salario para mantener a sus familia. De este modo, las recompensas y pensiones eran un bien muy importante y urgente para la sustentación de éstos. 

La necesidad hizo que se llevaran a cabo activas demandas sobre sus condiciones y se organizaran en sociedades de socorros, conscientes de su aporte decisivo en la victoria chilena. Los solteros o los “sin familias” eran derivados a los Asilos de Anciano. 

Comentarios